Compañero de entrenamiento

Porque ayuda entrenar con alguien mas fuerte

Actitud

Siempre se ha aconsejado que para progresar entrenes con personas que entrenen mas fuerte que tu. Todo aquel que entrena con alguien mas fuerte siempre tiene la oportunidad de progresar mucho mas rápido que quien lo hace solo.

Realmente son muchos los factores que influyen en hacer que esto sea una realidad. Este artículo sería demasiado largo si tratara de explicar cada uno de ellos. Los factores psicológicos y motivacionales son los principales. Personalmente creo que si no tienes la actitud correcta o la motivación, no progresaras así entrenes con el campeón mundial. Pero supongamos que tienes la actitud adecuada, analicemos algunos de los factores que hace que progreses mucho mas rápido.

Los beneficios principales

Entrenar con alguien mas fuerte que tu, directa o indirectamente te obligará a usar mas peso. Por ejemplo, pensarás dos veces antes de bajarle el peso a una barra que también usa tu compañero. No querrás interrumpir el entrenamiento de quien te esta ayudando a mejorar, desmotivarlo o convertirte en una molestia. Esto te obliga a buscar la manera de adaptarte y proponerte usar mucho mas peso. Lo mismo sucede con el numero de repeticiones, siempre buscarás igualar a tu compañero. De esta manera pasas la barrera de la pereza.

Alguien mas fuerte que tu te da más seguridad. Es ese héroe temporal que esta ahi para ayudarte en el momento en que tus músculos fallen. Esto genera mas confianza y no tener la suficiente nos limita para levantar pesos mayores. El que tu compañero este ahí te ayuda a sentirte mas fuerte pues el temor de que el peso se te venga encima desaparece. Por el contrario se fortalece más porque nunca dejarás una repetición por la mitad a causa de un fallo muscular. De esta manera pasas la barrera de la inseguridad.

Alguien mas fuerte (o grande) que tu generalmente tiene mas experiencia. Aunque la experiencia es independiente de la fuerza, haber logrado ser fuerte sin duda deja una experiencia. Una persona experimentada corrige tus movimientos y tu manera de ejecutar los ejercicios. Te muestra otras maneras de enfocarlos, distintas a las que tu creías. Hasta te puede jalar las orejas en el momento en que no hagas las cosas como deberías hacerlo. Directa o indirectamente absorbes su experiencia y aumentas tu conocimiento. De esta manera pasas la barrera de la ineptitud.

Los beneficios para tu cuerpo

El entrenar con personas mas fuertes que tu principalmente te pone a entrenar de forma negativa o excéntrica. Esto se debe a que en la mayoría de los casos es mas el esfuerzo que tienes que hacer para resistir el peso que para levantarlo. De esta forma estimulas muchas mas fibras musculares y fortaleces los ligamentos. Dado el efecto de este entrenamiento “excéntrico”, prácticamente construyes las bases que te permitirán progresar de forma más rápida. Consciente o inconscientemente buscarás estar a nivel de tu compañero, una vez lo logres se te hará mas fácil enfrentar retos mayores.

Otro de los beneficios principales que veo es estar obligado al fallo muscular. Llegar al fallo es esencial si queremos pasar los límites y todos sabemos que esta es la manera más segura de garantizar tus progresos. Una serie que no se acerca al fallo puede considerarse como una serie perdida. Entrenar con alguien mas fuerte que tu en la mayoría de los casos te obliga a buscar el fallo en todas las series. Aún si no tienes ayuda en una serie, el hecho de buscar completar el número de repeticiones, te obligará a llegar hasta donde puedas.

También te ayudará a mejorar tu desempeño. Cuando entrenamos al extremo nuestros músculos, de igual manera lo hace nuestro sistema neurológico. La experiencia absorbida de nuestro compañero nos ayuda a una mejor ejecución que con el tiempo se volverá automática. El máximo esfuerzo que damos junto con las correcciones o buena ejecución que nos brinda el compañero, hará que nos acondicionemos a entrenar de esa manera para el futuro. Es como aprender a manejar con un buen piloto. Al principio nos cuesta pero una vez dominado hacerlo nos sale de forma natural.

Próximo paso: Encontrar un compañero

A veces encontrar un compañero de entrenamiento puede ser algo difícil, pero como dije anteriormente es necesario si quieres avanzar mucho más rápido. El truco está principalmente en perder el miedo a preguntar cuando veas la posibilidad de poder entrenar con alguien (o con un grupo). Recuerda que no estas pidiendo matrimonio, además ten en cuenta que en el caso de que la respuesta sea negativa, quizás sea lo mejor porque esa persona no estaría dispuesta a ayudarte.

Generalmente las personas están dispuestas a recibirte siempre y cuando seas de ayuda y no te conviertas en un estorbo. Debes ser pro-activo, mantener la motivación y no esperar que estén detrás de ti para que hagas tu trabajo. Debes estar ahí para ayudar en la series, recoger tus pesos, etc. Para mi es molesto entrenar con una persona que tienes que estar recordándole a cada rato lo que tiene que hacer, porque está mas atento al teléfono que al entrenamiento.

Si te aceptaron, de ahora en adelante se acabaron las quejas. Si entrenas con alguien mas fuerte que tu generalmente este tendrá la experiencia para determinar si puedes o no con el reto que se te plantea en el momento. Quejarte constantemente es síntoma de alguien que retrasa y si ya te dieron la oportunidad, quejarte todo el tiempo puede hacer que te dejen atrás y te terminen alejando. Ten presente que generalmente las personas mas experimentadas van a probar primero tu actitud antes que tu fuerza.


En conclusión, para poder avanzar mas rápido trata de unirte a alguien que entrene mucho más fuerte que tu, manteniendo siempre una actitud positiva. En poco tiempo descubrirás, aprenderás y experimentarás cosas que no tenías en cuenta. Esa experiencia se adquiere solo entrenando con alguien más fuerte, no leyendo artículos en internet, ni consumiendo productos con “recetas mágicas”. Esto te ayudará no solo a mejorar tu cuerpo sino a desarrollar tu estilo particular de entrenamiento. Haz la prueba y verás que lo que digo es cierto.


Imagen: http://perfectgympal.com/

Comentarios